Hoy en día la mayoría de las mujeres están sometidas a rutinas que les deja poco tiempo para sí mismas, entre el trabajo, la familia, la escuela y los labores de hogar, dejan de lado sus cuidados y rituales de belleza que a veces tanto las relajan.

Aún así,  no es excusa para no dedicarnos 5 minutos de los 1440 minutos que tiene un día para los cuidados básicos de tu piel antes de ir a la cama, porque además durante la noche es cuando mejor actuan los productos cosméticos sobre nuestro rostro.

Puedes estar segura que un cuidado básico nocturno no te restará demasiado tiempo y, sin embargo, conseguirá un efecto muy visible sobre tu piel proporcionándole un aspecto mucho más hermoso y saludable.

Te compartimos 5 cuidados de los que no debes prescendir y que no llevaran mucho tiempo:

1. Por ningún motivo puedes irte a dormir sin eliminar el maquillaje. Para desmaquillar tus ojos puedes utilizar un desmaquillante libre de aceite y con ayuda de un algodón limpiar tus ojos sin tallar. Para el resto del rostro utiliza una crema limpiadora sobre el rostro que vaya de aciuerdo a tu edad y tipo de piel, aplícala y enjuaga. Evita lavar tu rostro con jabón pues resecará tu piel.

2. Los tónicos refrescan y calman la piel eliminando definitivamente cualquier resto de producto, además de que activan la circulación de tu piel. Si tu piel es grasa, los tónicos astringentes irán genial para cerrar los poros.

3. Hidratación: El paso anterior puede ser pasable si no tienes tiempo, pero no puedes olvidar jamás el uso de tu crema de noche. No utilices la misma hidratanteque usas en el día, adquiere una crema específica de noche, que contiene más ingredientes activos (antioxidantes, vitaminas, etc.) que actuarán con mayor efectividad sobre tu piel mientras descansas.

Es importante también que la escojas pensando en tu tipo de piel (seca, normal, mixta o grasa) y en los requerimientos de tu edad.

4. Cepillar el cabello no solamente es bueno para eliminar los molestos enredos o los restos de productos sino también para reactivar la circulación sanguínea en la zona y para repartir la grasa natural de la raíz a las puntas protegiendo así la totalidad de nuestro cabello frente a agentes perjudiciales externos.

5. Aplica lociones o aceites hidratantes en otras zonas que también lo necesiten: Manos y pies, cuerpo, labios, etc.

¿Te gustaría saber que productos son ideales para tu tipo de piel y edad?

Descríbenos tu piel y mándanos qué te gustaría mejorar y cuál es tu edad para darte una recomendación de acuerdo a tu necesidad. En breve nos pondremos en contacto contigo.

[contact-form-7 404 "Not Found"]

Arículos Relacionados:

  • No hay artículos relacionados

Comentarios

comments